Biografía

 

BIOGRAFÍA

SANTA TERESITA DEL NIÑO JESÚS

Teresita del niño Jesús Martín Guerín fue la última de nueve hermanos, de nacionalidad Francesa nacida el 15 de octubre de 1873, sus padres María Guerín y Luis Martín, de los nueve hermanos solo sobrevivieron 5, sus padres fueron ejemplo de virtudes y santidad,  no toleraban mal comportamientos y la corregían al instante, la Fe en Cristo era su sustento familiar, hacían obras como visitar a enfermos, ayudar a los necesitados.

Cuando tenía apenas 4 años su madre muere de cáncer y se cambian de ciudad para que los familiares de la madre ayuden en la crianza de Teresita y sus 4 hermanas.

Teresita siempre demostró ser una niña dedicada, estudiosa,  obediente, pacifica, desarrollo el gusto por la lectura, admiraba al personaje Juana de Arco de su país Francia por ser un personaje que demostró valentía en  luchar por lo justo.

Teresita perdió dos de sus hermanas pero no dejo que el dolor de perder a su madre y hermanas la pusiera triste, al contrario era a su corta edad un ejemplo de calma, amor y entrega en sus estudios, cuando estaba en el colegio a los 13 años, ayudaba a las monjas a dar a conocer la palabra de Dios a los demás niños, ella disfrutaba ayudando a educar niños y niñas, a esta edad de 13 años, Teresita empieza con una enfermedad que no encontraban cura, tenía fuertes dolores de cabeza, pero ella no dejo de entregar su vida en servir a Dios, se dio a conocer en toda Francia por su don de palabra, amor y obras, llegando hasta Roma, su presencia para apoyar al PAPA en sus obras convirtiéndose así en monja a la corta edad de 15 años como joven Carmelita, a la edad de 20 años fue designada vice-maestra de novicias, a partir de este trabajo encomendado empezó a escribir historias y parábolas para de manera más creativa llegar con la palabra de Dios a los niños y jóvenes.

Siempre mostro su sencillez, su amor a los niños, el amor a enseñar, sembró en los corazones de todas las personas la misericordia y el amor a Jesús, muriendo el 20 de septiembre de 1897.

¿Qué nos enseña Santa Teresita?

Nos enseña un camino para llegar a Dios: la sencillez de alma. Hacer por amor a Dios nuestras labores de todos los días. Tener detalles de amor con los que nos rodean. Esta es la “grandeza” de Santa Teresita. Decía: “Quiero pasar mi cielo haciendo el bien en la tierra.”El secreto es reconocer nuestra pequeñez ante Dios, nuestro Padre. Tener una actitud de niño al amar a Dios, es decir, amarlo con simplicidad, con confianza absoluta, con humildad sirvendo a los demás. Esto es a lo que ella llama su “caminito”. Es el camino de la infancia espiritual, un camino de confianza y entrega absoluta a Dios.